Cae el Muro de Berlín - Marianistas Valencia - Colegio El Pilar
474
post-template-default,single,single-post,postid-474,single-format-standard,bridge-core-2.5.9,qode-social-login-2.0.1,qode-membership-navigation-over-title,qode-news-2.0.1,qode-quick-links-2.0,qode-lms-2.0.1,qode-page-transition-enabled,ajax_updown_fade,page_not_loaded,qode-page-loading-effect-enabled,, vertical_menu_transparency vertical_menu_transparency_on,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-overridden-elementors-fonts,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-24.4,qode-theme-bridge,qode_advanced_footer_responsive_768,bridge-child,wpb-js-composer js-comp-ver-6.7.0,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-63899

Cae el Muro de Berlín

La caída del Muro de Berlín1​ (en alemánMauerfall), fue un acontecimiento esencial en la historia mundial, que marcó la caída de la Cortina de Hierro.2​La caída de la frontera interalemana, tuvo lugar poco tiempo después. Este hecho, marcó el fin de la Guerra Fría fue declarado en Cumbre de Malta tres semanas más tarde, y la reunificación de Alemania tuvo lugar durante el año siguiente.2​En abril de 1989, se produjo el desmantelamiento de una valla eléctrica, que se extendía a lo largo de la frontera entre Hungría y Austria. En septiembre de ese año, una gran cantidad de refugiados, procedieron a acceder a Hungría a través de Checoeslovaquia y la Embajada de Alemania Occidental en Praga. La inmigración fue, en un comienzo, tolerado, debido a los extensos acuerdos con el gobierno comunista checoeslovaco, y se permitió el libre acceso a través de su frontera común. Sin embargo, este movimiento migratorio, fue tan masivo, que le ocasionó dificultades a ambos países.3

Además, Alemania del Este, luchaba por saldar los pagos de sus deudas y préstamos contraídos por agentes externos.

Egon Krenz envió a Alexander Schalck-Golodkowski a preguntar sin éxito a Alemania Occidental por un préstamo a corto plazo, para poder pagar los interés de otras deudas.4:344

El 18 de octubre de 1989, Erich Honecker, secretario general del Partido Socialista Unificado de Alemania (SED, por sus siglas en alemán), renunció. Honecker se encontraba seriamente enfermo y aquellos que buscaban reemplazarlo en sus funciones, esperaban, en un principio, una solución «biológica». Sin embargo, en octubre, estaban convencidos de que situación política y económica, era demasiado grave.4​ Honecker aprovechó la ocasión, nombrando a Krenz en su discurso de renuncia ante la Cámara Popular (Volkskammer, el parlamento de Alemania Oriental) le eligió en elecciones debidamente democráticas.

Aunque Krenz, prometió reformas en su primer discurso público, era considerado por el público de la Alemania Oriental, como un seguidor de las políticas de su predecesor, y las protestas públicas demandando su renuncia continuaron. A pesar de la promesa de establecer reformas, la oposición pública al régimen continuó incrementando.

El 1 de noviembre, Krenz autorizó la reapertura de la frontera con Checoslovaquia, la cual había sido sellada para prevenir la huida masiva de alemanes orientales hacia el Oeste. El 4 de noviembre, tomó lugar, la Manifestación de Alexanderplatz.56

El 6 de noviembre, el ministro de Interior publicó un borrador de nuevas regulaciones de viaje, lo que ocasiono, «cambios cosméticos» a la política de la Era Honecker, dejando el proceso de aprobación fue opacado y manteniendo, un «incierto» acceso a la moneda extranjera.

El borrador enfureció a los ciudadanos, y fue denunciado como una «completa basura», por parte del alcalde de Berlín Occidental, Walter Momper.7

Cientos de refugiados, se apiñaron masivamente en la embajada en Praga, causando una ola de odio a los checoeslovacos, quienes amenazaron con sellar la frontera entre Alemania oriental y Checoeslovaquia.

El 7 de noviembre, Krenz aprobó la renuncia del primer ministro Willi Stoph, y dos tercios del Politburó, sin embargo Krenz, fue unánimemente reelecto como secretario general por el comité central.8

 

Caída del Muro de Berlín